Honra a tu padre y a tu madre…

0
89

17 de Jeshvan, 5771

Honra a tu padre y a tu madre… “ (Shmot20.12)

 

Este es el Quinto de los 10 Mandamientos.  

 

Es el primero de los 10 Mandamientos que trata del tema de nuestras responsabilidades hacia terceros.

 A diferencia de “respetar” a los padres (“obedecerlos”, ver previa Halajá del Día) este mandamiento está dirigido principalmente a los adultos- y no a los niños.

Honrar a los padres refiere al cuidado y atención que les debemos proporcionar a nuestros padres cuando son mayores y necesitan de nuestra asistencia. Normalmente, este mandamiento comienza a tener aplicación cuando los hijos devienen en esposos, esposas, y padres ellos mismos,  y a su vez sus padres se transforman en dependientes.

 

Los Rabinos explican que esta Mitzvá consiste en ayudar y asistir a los padres de forma práctica, y tanto como podamos.

Si están enfermos o débiles y necesitan ayuda para comer, debemos alimentarlos. Si requieren ayuda para vestirse, o para limpiarse o para caminar, o par air al doctor, etc, debemos asistirlos.

 

Piensen sobre esto: alimentar, vestir, caminar, ir al doctor: estas son cosas que precisamente hicieron nuestros padres por nosotros cuando éramos niños.

Ahora, cuando ellos dependen de nosotros, Di-s Todopoderoso nos ordena que nos hagamos cargo de su cuidado y los ayudemos.Es muy importante recordar que Kabod significa ‘dignidad‘. Por lo tanto, esta  this Mitzvah significa  el dignificar a los padres y madres de uno, el mantener su dignidad. Por ende, cuando asiustimos a nuestros padres, uno debe ser cuidados y tener en mente que debe preserver su dignidad y nunca convertirse en lo que el Talmud llama de manera crítica “un padre de sus propios padres”